Carta de mamá

Querida hijita:

Dentro de pocos días cumplirás 15 meses.

Me parece ayer que te tenía en la barriga y te dabas volantines. También recuerdo cuando por primera vez te tuve en mis brazos y te tuve que alimentar! Qué rápido ya venias sabiendo tomar tu leche (y hasta ahora lo haces con tanto gusto). Han sido días tan felices y a la vez los primeros días tenía tanto miedo porque te veías tan frágil con sólo 8 meses de gestación. Pero creciste rapidito hijita ahora ya mides más de 80 centímetros y pesas más de 10 kilos.

Estoy tan feliz de que seas una niña vivaz e inquieta, siempre con ganas de aprender algo nuevo, quieres comerte el mundo (si, todo a la boca, incluyendo el billete de diez soles – nueva versión que sacaste en 1 segundo de mi billetera y lo empezaste a chupar).

Aún necesitas de mucho cuidado pero tú ya quieres ser independiente, hacer lo que tú quieres. Estás muy segura de lo que te gusta comer y de lo que no te gusta también, no lo comes por nada del mundo. Hijita te falta mucho por aprender, como a todos en ésta vida pero sé que te irá muy bien porque eres una niña muy inteligente.

Quiero que sepas que te amo mucho, cada día te quiero más y doy gracias a Jehová por haberte creado tan hermosa, amorosa e inteligente y permitirme estar contigo cada día.

Isaías 48:17,18 “Yo, Jehová, soy tu Dios, Aquel que te enseña para que te beneficies a ti mismo, Aquel que te hace pisar en el camino en que debes andar. ¡Oh, si realmente prestaras atención a mis mandamientos! Entonces tu paz llegaría a ser justamente como un río, y tu justicia como las olas del mar.”

Proverbios 4:4-9 “Que tu corazón tenga firmemente asidas mis palabras. Guarda mis mandamientos y continúa viviendo. Adquiere sabiduría, adquiere entendimiento. No te olvides, y no te desvíes de los dichos de mi boca. No la dejes, y ella te guardará. Ámala, y ella te salvaguardará. La sabiduría es la cosa principal. Adquiere sabiduría; y con todo lo que adquieres, adquiere entendimiento. Estímala altamente, y ella te ensalzará. Te glorificará porque la abrazas. Dará a tu cabeza una guirnalda de encanto; te otorgará una corona de hermosura”.

Tu mamá.

Leave a Reply

Your email address will not be published. Required fields are marked *